Gracias a una seña que aprendió en Tiktok, adolescente se salva de secuestro

Desde el martes de la semana pasada se habría reportado la desaparición de Nevaeh Lance, una joven de 16 años del estado de Carolina del Norte, Estados Unidos. Tras la denuncia, las autoridades de la ciudad emitieron un comunicado con las características principales de la chica.

Dos días después, a más de 300 kilómetros de la ciudad natal de Nevaeh, la policía del condado de Laurel, en Kentucky recibió el llamado de un motociclista que afirmaba haber visto a una joven haciendo una seña que reconoció de la famosa red social, TikTok, la cual es presentada como una seña para representar la violencia doméstica por medio de video o videollamada, aunque se presta, como podemos ver en este caso, para cualquier tipo de violencia en la que la víctima está imposibilitada a verbalizar la situación.

Tras el llamado, el denunciante siguió al secuestrador y conductor de una Toyota en color gris hasta que fue alcanzado por una patrulla. Al detenerlos, fue identificado el hombre de 61 años como James Herbert Brick, quién habría privado a la joven de su libertad por más de 48 horas.

Tras la investigación del caso y del hombre detenido, encontraron un celular en el que se podía encontrar contenido en el que “retrataba a una menor de manera sexual”, según informó el Sheriff John Root, por lo que el secuestrador enfrentará cargos por “privación ilegal de la libertad y posesión de material que muestre una actuación sexual de un menor de edad mayor de 12 años pero menor de 18”, con potenciales penas muy altas.

Cabe resaltar respecto a la seña, que esta se realiza levantando la mano con la palma extendida hacia afuera, para después meter el pulgar dentro de la mano y cerrar los dedos, apretando el pulgar.

Deja un comentario